miércoles , junio 20 2018

“Fiestas Arcoiris” Peligrosa Moda Entre los Adolescentes

Se ha revelado que algunas reuniones de adolescentes promueven la exploración a la sexualidad desde temprana edad, tal y como, Fiestas Semáforo, Candy y la reciente Arcoíris.
fiestas-adolescentes

Fiestas Semáforo

Entre el 2012 y 2013 se registraron en Perú esta nueva modalidad de fiestas, las cuales aparentemente, habrían empezado en Colombia. Son una suerte de fiestas romanas, en las que se distribuye licor, drogas y sexo como principal modo de entretenimiento.

Las reglas del juego para quienes asisten a este tipo de fiesta es que tienen brazaletes de distintos colores, lo que define el comportamiento o lo que el adolescente está dispuesto a hacer. El color verde es el más peligroso, porque significa que admiten el consumo de drogas, alcohol y relaciones sexuales en una noche.

En estas fiesta también se adopta una manera peculiar y, a la vez peligrosa, de consumir el alcohol: el slimming, el cual consiste en introducir la bebida a través de la piel: ojos, vagina y ano (hombres), haciendo que los efectos sean más rápidos.

En estas fiestas semáforo también se dan las llamadas “ruletas sexuales”, en las que los jóvenes tienen relaciones sexuales entre ellos y de manera rápida y sin protección, quien eyacule primero, pierde.

Fiestas Candy

Sin embargo, en este año la modalidad de las fiestas que promueve el descontrol, cambió. Con eso iniciaron las fiestas Candy, donde al igual que en las Fiestas Semáforo, se promueve el alcohol y las relaciones sexuales entre ellos.

En las fiestas Candy es obligatorio que para participar se acepte tener relaciones sexuales. Los menores de edad son los principales asistentes a las mismas, mientras que las redes sociales se encargan de captar jóvenes seguidores, que llegaban hasta los 2 mil.

Fiestas Arcoíris

En estas reuniones las menores de edad, de entre 11 y 13 años, practican sexo oral a los jóvenes como parte de una competencia.

Estos eventos se caracterizan porque las menores de edad, de entre 11 y 13 años de edad, se pintan los labios de colores fuertes y luego practican sexo oral a los jóvenes como parte de una competencia. El ganador es quien tiene la zona íntima con más colores.

Los adolescentes utilizan las redes sociales para formar parte de este tipo de fiestas, donde también se consume alcohol y drogas.

“Esta práctica conlleva grandes riesgos. Las chicas saben que, a través de este método, no pueden salir embarazadas. Sin embargo, no son conscientes que pueden ser víctimas de una enfermedad de transmisión sexual”, dijo el psicólogo experto en sexualidad Christian Martínez a América TV.

Mira Esto

Nombran a Jay Z presidente de Puma Basketball

Como parte de su agresivo compromiso para relanzar su categoría de zapatillas de básquetbol por ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *